El Consejo Económico y Social de la Ciudad de Buenos Aires expresa su preocupación en el marco de los cambios unilaterales a la coparticipación de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. En la reunión llevada a cabo en el día de la fecha, los Consejeros y Consejeras manifestaron sus inquietudes respecto de la decisión del Gobierno Nacional de reducir la coparticipación de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, entendiendo que esta situación debilita el diálogo democrático y la consolidación de las instituciones en momentos de profunda crisis. 

El Consejo es un organismo que centralmente tiene por objetivo ser el ámbito de acuerdos trascendentes de las diversas perspectivas y matices en representación de los distintos sectores que componen la vida productiva y social de la Ciudad. Desde ese lugar, es que se exhorta a un diálogo sincero y abierto para encontrar soluciones perdurables y sustentables en el tiempo, limitando decisiones intempestivas y coyunturales. La República Argentina, desde la reforma constitucional del año 1994, le otorga jerarquía constitucional al régimen de coparticipación federal de impuestos, todo ello basándose en la necesidad de los estados provinciales de contar con recursos suficientes para desarrollar sus funciones propias. Esta facultad, en ningún caso, debe quedar sujeta a discrecionalidades, sino que debe ser resultado del acuerdo entre las provincias y la Nación, aprobada por leyes nacionales. En un contexto atípico, atravesado por una pandemia mundial, creemos que las decisiones no deben ignorar las necesidades urgentes de los distintos sectores esenciales e impostergables de la Ciudad, siempre en el entendimiento del rol que ocupa el Estado y la necesidad de poder contar con los recursos requeridos para ello. La búsqueda de consenso es imprescindible e irrenunciable para generar certidumbre a la población. Es por eso que debemos dejar de lado las confrontaciones para trabajar en conjunto por los desafíos pendientes que tenemos como sociedad.